Volver

2019-04-17

Categoría: Salud

La salud va mucho más allá de la atención médica

Guillermo González

El lugar de nacimiento, las condiciones económicas o el nivel de educación son grandes determinantes de la salud.

El 89% de la salud ocurre fuera del espacio clínico y viene condicionado por nuestra genética, comportamiento, ambiente y circunstancias sociales. Estos factores son conocidos como los determinantes sociales de la salud.

Tendemos a pensar que la salud y lo que sucede con ella está, si no únicamente, sí estrechamente ligado a la atención médica que nos ofrezcan. Y es un error. Es algo que en Anesvad hemos tenido siempre claro, y de ahí nuestra preocupación no sólo en luchar contra las Enfermedades Tropicales Desatendidas, sino en cuidar también los conocidos como determinantes sociales de la salud en todos nuestros proyectos e intervenciones.

Porque la salud de una persona viene determinada por un amplio conjunto de factores que se podrían resumir en cinco grandes grupos: genética, atención médica, circunstancias sociales, medio ambiente y comportamiento individual. Sobre muchos de ellos se puede incidir para tratar de resolver algunas de las inequidades sanitarias a las que millones de personas se enfrentarán en su vida. En algunos casos son cuestiones que tienen mucho que ver con la distribución del dinero y con las políticas adoptadas en los diferentes países donde intervenimos: Benín, Costa de Marfil, Ghana y Togo.

¿Se puede cuantificar la importancia de estos determinantes sociales de la salud? Hasta ahora parecía complicado, pero GoInvo, un estudio de diseño digital americano especializado en el ámbito sanitario, ha desarrollado un algoritmo que lo permite (basándose en fuentes como la OMS y entrevistas personales con analistas de políticas públicas, expertos en salud y profesionales clínicos). El resultado: el 89% de la salud se da fuera del espacio clínico, a través de nuestra genética, comportamiento, ambiente y circunstancias sociales. Esta empresa ha logrado, además, integrar estos determinantes y su peso en un único gráfico muy elocuente.

De forma resumida, éste es el porcentaje de relevancia que tiene cada categoría sobre la salud de un individuo:

  • Entorno: 7%. Calidad del agua, acceso a alimentos saludables, oportunidades laborales y educativas, exposición a contaminantes…
  • Cuidados médicos: 11%. Calidad de la atención y de los profesionales, vacunas y medicación, distancia a recursos…
  • Genética y biología: 22%. Estado nutricional, género, edad…
  • Circunstancias sociales: 24%. Estatus, identidad de género, trabajo, desarrollo y cultura de la primera infancia, discriminación, pobreza, nivel de educación…
  • Comportamiento individual: 36%. Hábitos alimenticios, los patrones de sueño, ejercicio, actividad sexual, niveles de humor…

En vista de estos resultados, en Anesvad nos reafirmamos en nuestra idea de actuar con firmeza sobre estos determinantes y en incidir sobre las inequidades sanitarias que vienen determinadas por cómo una persona vive, nace o trabaja.

En este artículo hablamos de:

También te puede interesar sobre este tema: