Volver

2016-04-29

Categoría: Anesvad

Una historia de lucha contra la lepra

Miren Hualde Amunarriz

Pritam Rajesh Sindam, al ser disgnosticada de lepra

Pritam Rajesh Sindam, tiene 21 años y le acaban de diagnosticar lepra.Con la ayuda de Anesvad y de Alert India será atendida por el programa LEAP que lucha para frenar la enfermedad en la India

Su cuñada Manisha, voluntaria del programa que Anesvad tiene en marcha en la India con la ONG Alert India, le animó a acudir al centro. “Tienes manchas en las manos y has perdido fuerza”, le dijo. “Me examinaron enseguida y voy a ser atendida por el Programa LEAP”, un proyecto de atención integral para personas afectadas por la lepra que Anesvad apoya desde 2005. “Una persona más que se curará”, asegura feliz Manisha, cuyo papel como voluntaria del programa es fundamental para conseguir tejer redes de conocimiento sobre la enfermedad, tan importante para frenarla. Su familia no sabía nada sobre la lepra pero su padre enfermó y un grupo de voluntarios del Programa LEAP le diagnosticó. Fue así como Manisha se sintió en el deber de mantener ese papel, decisivo, de quienes voluntariamente trabajan por la salud de sus comunidades.

También te puede interesar sobre este tema:

  • Tu implicación es la mejor medicina

    2019-10-29

    Categoría: Anesvad

    No son solo pastillas. No son solo medicamentos. Es mucho más

    En Anesvad garantizamos el acceso a servicios de salud esenciales, así como a medicamentos eficaces, asequibles y de calidad para todas las personas de los contextos en los que trabajamos. En zonas remotas de Benín, Togo, Costa de Marfil y Benín, la población afectada por enfermedades olvidadas sufren, en muchas ocasiones por nos saber que pueden acceder a medicamentos y, en otras, por no poder hacerlo.

  • Gracias Microteatro

    2019-10-11

    Categoría: Anesvad

    Cerca de 4.000 personas vibran con Microteatro y Anesvad con Mujeres por Mujeres

    En esta sexta edición hemos querido poner el foco en las enfermedades olvidadas y en el papel que la mujer tiene como cuidadora, investigadora, enfermera, doctora y también, claro, enferma. Con humor, ironía, drama y algo de transgresión, Mujeres por Mujeres ha acercado esta realidad a través de obras como 'Desídir', en la que una pareja, tras cuidar a los demás, debe aprender a cuidar de sí misma; 'La marca del agua', en que se investiga quién boicoteó un abastecimiento de agua o 'Vendadas', con dos mujeres unidas por una venda.